American Gods

Neil Gaiman

El ser humano tiende a crear dioses de la nada… a explicar lo inexplicable de una manera familiar asignándole un rostro y una piedad (o maldad) que involucra su propio carácter. La lluvia, el relámpago. Un niño aprende a adorar el televisor, creyendo que el mando a distancia es su credo. Los dioses y las motivaciones que nos inclinan a crearlos han ido modificándose con el tiempo, a medida que comprendemos el entorno. ¿Y qué sucediera si nuestra comprensión no llegara a borrar estos dioses? ¿Y si estos dioses realmente nacieran de nuestro credo?

Estados Unidos es la tierra de las mil razas, la conjunción en donde todas las personas son una y a la vez ninguna. Cada inmigrante al arribar a la colonia trajo consigo sus dioses e ídolos, además de sus ritos, medio y alimento de estos dioses. Sin embargo esta tierra no dió fruto en creencias… sin embargo esta tierra muta rápidamente en la creación de nuevos dioses fruto de la tecnología que aunque empleamos diariamente, todavía no llegamos a entender. (Una vez que comience a fallar, da tres vueltas, inclínate, dale una patadita y vuélvelo a intentar).

¿Qué sucedería si cada dios que el inmigrante trajo consigo hubiera estado vivo? ¿Qué sucedería si estos dioses buscaran del modo más desesperado la forma de permanecer vivos? Un gran sacrificio.

A través de Neil Gaiman llegamos a un mundo fantástico en donde los dioses caminan. Odin y Luky nunca fueron tan espeluznantes. Si alguien me preguntara por la mejor novela de este año, sin pensar diría rápidamente que esta (y eso que este año leí novelas bastante buenas), pero American Gods es esa que me hizo pensar y reflexionar en lo que creo y por qué lo creo. Fue bastante interesante pensar en cuáles eran mis dioses, a qué le daba yo más importancia y si estaba alimentando algo… qué era.

La forja de un mago

Ed Greenwood

Primer libro de la saga de Elminster

Originalmente si encuentro un libro parte de una colección mayor, comienzo a leer la colección completa… pero este no es el caso. El autor se las ingenió bastante bien para que este libro por sí solo fuera inicio y fin (y es mejor, todavía tengo bastantes series inconclusas esperando a que a los autores se les antoje terminar de escribir ¬¬).

La forja de un mago es precisamente eso, la historia de cómo un mago se comenzó a forjar.

En un reino en donde los aspirantes al poder se llenaron de codicia que comenzaron a asesinarse unos a otros para llegar al trono, el poder último consistió en los magos y sus artes. Sin embargo en el momento en que los magos comenzaron a asesinar a miembros de la familia real, perdieron así mismo el respeto por el resto. So, comenzaron a mantener a ciertos miembros tan sólo como un báculo de poder, cuando el que ostentaba el poder era el mismo mago al turno.

En ese reino un niño, heredero al trono vé cómo un mago asesina a sus padres, junto con una ciudad entera.
En ese reino un niño comienza su aprendizaje, convirtiéndose primero en forajido, después en ladrón… y en el último caso le reprocha a la magia misma el haber permitido que todo esto pasara… y la magia le responde con una pregunta: ¿cómo matas a un mago?… con magia por supuesto.

Un libro de aventuras bastante bueno, pero cuando quise comenzar el siguiente, me di cuenta de que ya me había cansado de ser Elminster.

Juego de Tronos

George R.R. Martin

Cancion De Hielo y Fuego, Tomo 1

No había leído antes a George R. R. Martin, y sin embargo me he convertido en una fan acérrima después de haber comenzado la lectura de tan extensa novela. Los que originalmente serian cuatro volúmenes se han visto incrementados rápidamente a seis y después a siete, y sin embargo sólo tres de ellos han sido publicados al momento que escribo esta corta reseña. La serie de Canción de Hielo y Fuego cuenta con unos cuantos libros adicionales que pueden entretejerse con la trama principal o anticiparse a ella, y que consisten principalmente en cuentos y leyendas alrededor de la trama principal, sin embargo por el momento sigo esperando el arribo del libro cuatro.

La trama de Juego de Tronos se desarrolla en el continente de Westeros, lugar en donde las estaciones no cuentan con la periodicidad de un año, en donde la primavera puede durar décadas, lo mismo que el invierno… y mientras más se disfrute de la primavera, significa que más tiempo durará el invierno. El rey de los siete reinos ha sido recientemente derrocado y los dos últimos vástagos de su progenie han huido a las tierras libres, mientras tanto el Rey en el trono, Robert Baratheon, ha convocado a su querido amigo Eddar Stark a que sea su mano, cargo de gran valor y peso. Irresistible mitología que conjuga tanto magia como poder.

En el momento en que leí este libro, era desconocido para el resto del mundo y me molestaba ir a las librerías y continuar preguntando en qué momento traerían los libros en papel, ya que éstos son unos que me gustaría tener para lanzarlos a alguien. Años después noto cómo el mundo se ha tornado vuelto de cabeza debido a que la historia se hizo famosa. Era tan, pero tan buena… y sigo sin poder leer el final.

Los mejores relatos de Fantasía I

Los mejores relatos de Fantasía I

Recopilador: Avram Davidson

(Se vende Mágia)

En mi descanso de abril, leí Los mejores relatos de fantasía I. Virtualmente lo cargaba en la palm para todas partes… mas bien cargaba los tres tomos, pero este fue el único que acabé. El segundo se me hizo un poco mas lento y el tercero ya no alcancé, ni siquiera a comenzarlo.

Este primer tomo es un especial de tenderos fantásticos. Historias que se desarrollan alrededor de una tienda, elementos fantásticos que pueden llegar a nosotros después de haber visto un escaparate. El libro comienza flojo, sin embargo se va poniendo interesante con cada una de sus historias.

Las historias que se recopilan en esta, digamos, antología de Los mejores relatos de Fantasía I son:

  1. La tienda de Antigüedades, de Charles Dickens
  2. Tienda de chatarra, de John Brosnan
  3. Del tiempo y la tercera avenida, de Alfred Bester
  4. Cada cual su botella, de John Collier
  5. Tal como está, de Robert Silverberg
  6. La capa, de Robert Bloch
  7. Piedra de toque, de Terry Carr
  8. Doctor Bumbo Singh, de Avram Davidson
  9. El heroe es unico, de Harlan Ellison
  10. El tritón malasio, de Jane Yolen
  11. Bébase entero: contra la locura de masas, de Ray Bradbury
  12. Elephas Frumenti, de L. Sprague de Camp & Fletcher Pratt
  13. Tellero Bo, de Theodore Sturgeon
  14. El huevo de cristal, de H. G. Wells
  15. La mujer del vestido genético, de Daniel Gilbert

Así a primera vista, el libro pinta bastante bien. El peso de los nombres que incluye es bastante tentador, así como el tema central. Me gusta que todo vaya alrededor de una tienda.

Reino de Dragones

Reino de Dragones

Richard Knaak

Reino de dragones es una serie conformada por varios libros, de los cuales logré conseguir y así mismo leer cuatro de ellos. No podría ser para menos, ya que tengo una especial debilidad por los dragones y las historias alrededor de ellos.

Sin embargo, he de admitir que no ha sido lo mejor que he leído.
Lleno mis expectativas en cuanto al comportamiento de los dragones, ya que el rol de gran señor, que infunde miedo es aquel que está acostumbrado a llevar a cabo. Tal vez éste fue el gran error del libro. No genera sorpresas.

Intenta hacerlo mediante otros tipos de raza que interactúa con los dragones, sin embargo la falta de interés en desarrollar estas historias alternas de razas misteriosas se hace ver y parecen ser mas bien salidas fáciles para seguir teniendo al lector interesado.

Todos estos libros los leí de una sentada, lo confieso, sin embargo… hubiera querido que me dieran un poco mas. No creo que sean de aquellos que quiera volver a leer. No me arrepiento, sin embargo, es una historia de leer y olvidar. A continuación les dejo algunos de los libros que incluye la serie de Reino de Dragones:

  • Dragones de Fuego
  • Dragones de Hielo
  • El devastador
  • Caballo oscuro
  • El Dragón de Cristal

Si quieren ver más, pueden referirse a la página de información de Reino de Dragones de Goodreads.

Dragones de Fuego

Con este libro el autor comienza a plantear el escenario y las historias que se irán desenvolviendo. Va trazando una raza de dragones que va decayendo poco a poco y que se rehúsan a entregar el reino pacíficamente y están dispuestos a morir antes que dejar que sus esclavos, los hombres, tomen el mando.

A como todas las historias hay que hacer hincapié en un personaje, este es un joven mago que termina siendo emboscado y casi asesinado antes de darse cuenta del poder que posee, ya que esta era la forma en que los dragones se aseguraban que los hombres no pudieran defenderse. Sin embargo suceden adversidades que le dan a nuestro héroe la oportunidad de hacer valer su vida y liberar a una hechicera presa desde la última gran batalla contra los dragones.

Es de especial relevancia que aquello que tanto quieran los dragones y tanto protejan los hombres sea una biblioteca, que seguramente contiene el conocimiento hasta ahora conocido por hombres y dragones.

Dragones de Hielo

Siguiendo con el libro anterior los hombres vuelven a enfrentarse a los dragones. Esta vez sin embargo es un tanto distinto. El dragón de hielo ha enloquecido, y antes de entregar el mundo a los hombres pretende morir, matarlos y matar toda la vida.

Volvemos a tener a los mismos personajes actuando, mas esta vez las alianzas con los dragones se dan en el transcurso de la historia. Mientras tanto el autor hace entrever que el mundo ha cambiado muchas veces de dueño, y no es esta la primera vez que la especie reinante se rehúsa a entregar algo que ya no es en absoluto suyo.

Caballo oscuro

El último de estos tres libros deja un sabor más amargo en la boca. Los personajes iniciales sólo son tocados ligeramente y como personajes terciarios. Se les hace mención en algunos capítulos pero ya no llevan los roles principales. El autor vuelve al principio e intenta desarrollar un nuevo héroe, esta vez una hechicera novata la cual se avergüenza de su condición.

Dos de los personajes que no tuvieron mucha importancia en el primer libro, caballo oscuro y sombra, son rescatados para desarrollar una historia propia. Mientras se hace alusión a otras historias de la misma serie que se desarrollan en otros libros.

El dragón de cristal

Me gustan los dragones. Dragones había sido mi obsesión durante unos años. Tiempo después, tengo en las manos la saga de dragones.

Ya he leído tres de ellos, este ultimo me cayo y fue directo a mis lecturas. Todavía tengo un espacio perdido de las aventuras del Grifo contra los hombres lobo… pero ya llegara.

Buenos sin llegar a excelentes ni recomendados. Tan solo divertidos. Nada novedoso.

El Elfo oscuro

El Elfo oscuro

R. A. Salvatore

Parte 1 – La morada

Lo mas difícil de comenzar un nuevo libro es toparte con uno que valga la pena leer. Es muy fácil vivir leyendo bestsellers, pero no soy muy buena viviendo en base a lo que los demás me dicten, así que siempre estoy buscando algo nuevo que se aparte de los cánones de lo que la mayoría tiene en casa.

Hace mucho encontré que el género que mas disfrutaba no era aquel que más se vende en las tiendas, así que me dedico a buscar pacientemente mis nuevas adquisiciones, y si se presenta la oportunidad compro en grandes cantidades siempre para después. Mis mejores recomendaciones han venido de los pocos amigos que leen lo mismo que yo.

Lamentablemente he tenido que prescindir de este medio de conocimiento, porque o no me interesan los libros que me han recomendado o sencillamente ya los leí. Todos estamos expuestos al mismo medio y a la misma escases de librerías locales, así que hemos optado por rascarnos nuestras propias pulgas y si alguno encuentra algo que valga la pena, entonces nos vamos pasando el libro o la recomendación…

El libro del Elfo Oscuro ha sufrido conmigo todas las pruebas de calidad que puedo aplicar a un nuevo libro. No está de mas decir que nada mas terminé de leerlo ya lo estaba recomendando a quien quiera supiera que pudiera gustarle. En meses, es este el libro que mas ha ganado mis sinceras recomendaciones.
(más…)

El hobbit

El hobbit

J. R. R. Tolkien

Los viajes suelen ser algo que disfruto mucho, y extrañamente los categorizo en dos tipos: los de ida y los de vuelta. Personalmente me gustan mucho más los de ida, porque sé que alguien me espera, que me recibirá con un abrazo y me dará mil besos. Los de vuelta… aunque también existe ese abrazo, terminan dejándome con una nostalgia inaguantable.

Mi último viaje de vuelta fué un avionazo México/Villahermosa, extrañamente repleto de caras conocidas con las que nunca me dirigí la palabra. De esas que se forman después de un tiempo de compartir el mismo espacio y sin embargo sin compartir nada mas. La espera se vislumbraba larga y yo suelo llorar a veces y no pude elegir el sitio más inoportuno.

Me dispuse a caminar por la sala de espera y la recorrí dos veces de palmo a palmo tratando de encontral algo de interés en los aparadores. Cierto… los libros son mi mejor interés. Ahí fué donde le ví y después de pensarmelo un poco, de haber dicho mejor en otra ocasión y cambiado de opinión… terminé sentada en una sala de espera casi vacía con un libro en mis manos. Me dispuse a leer El hobbit.

Confieso, no es la primera vez que me topo con él, y nada mejor que un viejo muy bien conocido, para alegrar tu noche. Lo conosco bien y sé de la nostalgia que rezuma y la añoranza por volver a donde tienes el corazón.

El hobbit, mejormente llamado Historia de una ida y una vuelta es el texto clásico por medio del cual se dió a conocer J.R.R. Tolkien, autor de la renombrada y ya reconocidísima novela El señor de los anillos. Si ahora, después de haber visto las películas te preguntas si todavía hay mas, puedes comenzar con este texto. Originalmente los libros de Tolkien se recomiendan en otro órden, pero la lectura de todos ellos es buena en su conjunto.

En fin. La dulce trama de este largo cuento de hadas, repleto de seres fantásticos es un tanto menos formal que su continuación, de forma que es recomendada para personas pequeñas y momentos simples en los que se espere disfrutar de una limonada tumbados en el patio de la casa mientras el sol cae y abandona el día.

Si. Es simplemente para disfrutar. Tambien se recomienda para iniciación a la lectura, para cuentos en cama y para sus pesadillas correspondientes. El gran dragón Smaug, las arañas gigantes, los elfos oscuros, los trasgos, los lobos y todos los seres fantásticos haran de las suyas y llenarán la cabeza de ideas a todo aquel que pase sus dedos por sus hojas.

Es un buen trato, a cambio de unas cuantas tardes de lectura, toda una vida con sueños de aventuras, matadragones y tesoros escondidos bajo montañas nubladas.

Witch – El poder de cinco

Witch – El poder de cinco

Disney

Adaptación del comic

Estaba Duducita un día con los pelos de punta en el trabajo, y viéndose histérica y remilgosa a punto de ebullición decidió, sabiamente, leer. Pero, leer qué, se preguntó, leer, tan sólo leer para no convulsionar, se contestó.

Así que sacó su bolso de mil maravillas, y rebuscó entre aquellas cosas perdidas por el tiempo y el olvido, por los medios y los niños y encontró con que tenía un librito escondido, uno pequeñito pequeñito, uno que se veía no había sido antes leído.

– ¡Esto es lo que busco! – se dijo Duducita – un librito chiquitito chiquitito, para olvidar mis penas, que me permita escaparme a otro lado y no me consuma el tiempo. Y así fue que Duducita comenzó a leer algo que nunca leería en condiciones normales. Si, estaba muy mal la pobrecita.

– ¡Disney! – gritó – ¡Disney hazme olvidar mi trabajo! – y su trabajo dejó a un lado, claro, no pudo hacerlo mucho rato, por eso Duducita había elegido ese texto, de fácil entrada y de fácil salida. No le dolía dejarlo de lado y la trama… la trama era por demás predecible. Era Witch – El poder de cinco

Y entrando en detalles de ejecución, tendremos que Witch es una “adaptación”. ¡Cierto, adaptación!, y sin embargo yo no veo que esto lo lleve a alguna parte. Para comprender el vestuario estrafalario de cada personaje tuve que contentarme con buscar imágenes, pocas además, porque las descripciones eran ¿sosas? ¿pocas? ¿ralas?, bien, digamos que muy malas. Si esta es la respuesta de Disney a una muy enriquecida Rowling… sigamos gastando dinero en el niño mago, Disney en esto también es malo.

El comic, la ilustración, los gráficos… cierto son muy buenos y tienen influencias asiáticas, pero lo que yo tengo sigue siendo un libro en donde las palabras no son muy mágicas. ¿Demasiados personajes tal vez? Es posible, pero he leído otros tantos con muchos mas personajes y no me han sido tan difíciles. ¿Qué tal vez fue porque no le presté mi debida atención? Es un libro para niños, ¡por favor!

Concluimos diciendo que si esperas toparte con fin, es mejor que te vayas a otro lado, este libro no lo tiene contemplado, este libro nació con fines inversionistas y nos deja a la mitad de una pelea inverosímil. Es absurdo que los cuentos norteamericanos se vayan convirtiendo poco a poco a éste método.

Pasé un buen rato… dos días de oficina en los que mis pelos siguieron intactos. Sin embargo en mis cabales diría que a la vuelta del segundo capítulo hubiera sacado la lengua y devuelto al bolso de las maravillas. ¡Bolso, bolso… dame algo ahora para mis pesadillas!

Pin It on Pinterest